.

Ecuador: 70 mil evacuados, más de 600 muertos y poca esperanza a un mes del terremoto

El presidente Rafael Correa aseguró que fue la peor tragedia en siete décadas; la costa del país, la zona más afectada.

El 16 de abril un terremoto de 7,8 en la escala de Richter sacudió la costa ecuatoriana y lo destrozó todo a su paso: casas, carreteras, edificios, negocios y la vida de los pobladores de las provincias de Esmeraldas y Manabí, las más golpeadas.

Hoy, un mes después de ese trágico día, son más de 600 las personas que murieron y demasiados los ecuatorianos que siguen sin hogar y viven en alguno de los 32 centros de refugiados oficiales que instaló el gobierno de Rafael Correa. Sin embargo, no es suficiente. “Unas 33.000 víctimas están en albergues formales o campamentos y unas 40.000 están alojadas en casas de vecinos o amigos o viviendo cerca de las viviendas destruidas, pero están a la intemperie”, explica el coordinador humanitario de Naciones Unidas en Ecuador , Diego Zorrilla, de acuerdo a una nota publicada por el diario El País de España.

Si bien desde el gobierno anunciaron medidas económicas para hacer frente a los daños materiales que causó el sismo, como el aumento de impuestos, no va a ser nada fácil para Ecuador regresar a la normalidad.

El presidente Rafael Correa ya pidió a la comunidad internacional una ayuda económica de 64 millones de euros para atender a unos 350.000 afectados en los próximos tres meses; sin embargo, especialistas entienden que se precisará aún más dinero.

“De esa solicitud de fondos que lanzamos a la comunidad internacional, hemos recibido a la fecha de hoy [por el pasado miércoles] más o menos unos nueve millones de dólares a través de contribuciones directas a proyectos y programas planteados por Naciones Unidas y sus socios humanitarios”, precisa Zorrilla. “Sabemos que hay otros seis o siete millones que han llegado a través de otros mecanismos en apoyo al país. Estamos alrededor de no más de un 20% de lo que pedimos”.

El homenaje de Correa

El presidente de Ecuador escribió una seguidilla de tuits a un mes del terrible terremoto.

“Hoy exactamente hace un mes nos golpeó la peor tragedia de las últimas 7 décadas. Nuestro abrazo solidario a todas las familias de las víctimas, así como a aquellos que lo perdieron todo en lo material. El dolor es inmenso, pero mayor es la esperanza. Este desastre probó la fibra del pueblo ecuatoriano, y nos podemos sentir orgullosos. Demostramos que somos un país que sabe unirse por encima de las diferencias. Los actos heroicos son incontables. Un país totalmente distinto al de las estériles discusiones políticas cotidianas, o al de las barbaridades que se publican en las redes sociales”.

El mandatario agregó: “En el enlace mencioné que el gabinete esta semana sería en San Vicente. Como una muestra aun mayor de voluntad de salir adelante, hemos decidido ir directamente al epicentro del terremoto, es decir, a Pedernales. Estoy seguro que los compañeros de San Vicente sabrán entender esta decisión. Un abrazo a tod@s”.

terremoto-en-ecuador-2203288w620

En etapa de prueba. La tienda sera habilitada proximamente